Beneficios del cacao para la piel

En ocasiones anteriores te hemos hablado acerca de las diferentes y diversas propiedades del chocolate para la piel, habitualmente muy utilizado en cosmética ecológica por los diferentes beneficios naturales que aporta a la piel. Sin embargo, hoy queremos hablarte sobre los beneficios del cacao para la piel, de cuyas semillas se obtiene precisamente el mejor chocolate.

Las semillas de cacao se obtienen del Theobroma cacao, un árbol cuyos orígenes muchos historiadores sitúan en las tierras tropicales de América del Sur, de donde se obtenía antiguamente hasta que su cultivo se extendió a más partes del mundo.

Debemos tener en cuenta que, una vez mezclado con azúcar, a partir de sus derivados se obtienen los diferentes tipos chocolates. Pero, eso sí, antes sus productores deben deben seleccionar las mejores semillas y seguir finalmente una serie de pasos minuciosos para elaborar el producto final.

En el caso del cacao, suele ser muy habitual utilizarlo para una de las terapias o técnicas que ha ganado en popularidad en los últimos años: la chocolaterapia.

Propiedades y beneficios del cacao para la piel

El cacao aporta la piel una serie de nutrientes ideales para su cuidado de forma natural. Principalmente porque una vez aplicado sobre la piel, y dejándolo reposar durante unos 20 a 25 minutos, nos aporta como resultado una piel no solo nutrida externamente, sino hidratada, tersa y sobretodo sumamente suave.

Puede ser utilizado como tratamiento relajante para ayudarnos a relajar nuestro cuerpo, o bien como tratamiento específico para –por ejemplo- la celulitis, gracias en especial a su efecto drenante.

 

Deja tu Comentario

Utilizamos Cookies,si continuas las aceptas. Las usamos para mejorar tu experiencia de usuariopolítica de cookies, pincha el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies