Consumo de arnes blancas y carnes rojas

No todas las carnes se deben comer con la misma frecuencia. Las carnes blancas entre las que se encuentra las aves como el pollo ecológico, tienen, en comparación con las carnes rojas, como la vaca o el buey, un menor contenido en grasas. Por esto los expertos recomiendan el consumo de esta carne 2 veces a la semana. En cuanto a la carne roja, su consumo es recomendado al rededor de 2 o 3 veces al mes. 

En cuanto a los cerdos y corderos, depende de la edad del animal se le considera como carne blanca cuando el animal tiene pocos años y carne roja cuando su color se vuelve mas rojizo y el animal va llegando a su edad adulta.

Las carne blanca es baja en grasas

Además de ser baja en grasa, la carne blanca es rica en ácido fólico y Vitamina B3 y destaca por su alto contenido en fósforo y potasio. El fósforo nos ayuda a asimilar el calcio lo que nos ayuda a mantener los huesos en perfectas condiciones.  El potasio, además de aportarnos una gran cantidad de energía, se le atribuye la virtud de combatir los radicales libres. Esta recomendado para personas con gran desgaste físico como deportistas, niños…

Dependiendo de la parte del animal, el contenido nutricional varía, asi la pechuga tiene menos grasa pero mas proteina y el muslo al contrario.

Para asegurarnos que la carne blanca que consumimos es de calidad es importante buscar carne certificada ecológica ya que la carne criada en cautividad y alimentada a base de hormnonas, no asegura la calidad del alimento y beneficio a la salud.

 

 

Deja tu Comentario

Utilizamos Cookies,si continuas las aceptas. Las usamos para mejorar tu experiencia de usuariopolítica de cookies, pincha el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies