como cultivar papaya

Cultivo de la Papaya

Veamos ahora unos cuantos factores a tomar en cuenta si deseas cultivar papaya, yo en particular he cosechado con éxito ya 5 papayas. No es el número más majo que pueda existir pero hombre algo es algo, y más cuando lo haces ornamentalmente sin ninguna clase de pesticidas. Venga ya y vamos al lío.

Lo primero es la ubicación, El Sol es el amigo fiel de las plantas de papaya, debes buscar el sitio que tenga la mayor cantidad de sol posible durante el día, es decir, que durante el día entero reciba luz solar Papayas como se caliente con el calor del sol y reflejo, por lo que el lugar más caliente contra la casa donde nada parece feliz es un lugar ideal.

Cuidado con el viento, el viento me ha partido un par de veces mi hermosa planta de papaya a la mitad, aunque evitar las zonas de viento no es tan trascendental como la necesidad de sol que tienen estas plantas debes tenerla en consideración.

Suelos más adecuados para la papaya

El siguiente factor en nuestra lista son los suelos, Las plantas de papaya son exclusivas de suelos ligeros y con buen drenaje. Pueden morir con facilidad si existe un exceso de humedad. El suelo donde piensas plantar tus papayas debe tener la cualidad de mantenerse húmedo cuando el clima es cálido y seco cuando comience la temporada de frío.

Aparte de un buen drenaje puedes agregar recubrimiento plástico al suelo para evitar el exceso de humedad en este durante la temporada de invierno. Para cerrar este inciso sobre el suelo debes sabe que la planta de papaya no soporta el agua salada. Una pequeña exposición de sus raíces al agua salada trae como consecuencia la muerte de la planta.

Ahora vamos con el riego, este es el aspecto más crucial a tener en cuenta en el cultivo de papayas. Es una relación de odio y amor la que tienen las plantas de papaya con el riego, si usas demasiada agua terminarás pudriendo la raíz y si usas muy poca entonces perderán soporte sus enormes hojas. En invierno debes hacer lo posible por mantener seca la raíz, una lesión en la base de la planta la deja propensa a que se pudra su raíz.

La fertilización de la papaya es crucial, ya que esta planta es de un crecimiento vertiginoso. Requiere de dosis regulares de fertilizantes nitrogenados aunque no se ha establecido una norma estándar. Lo recomendable es que lo hagas una vez por mes y hagas ajustes en los lapsos de espera según la respuesta que entregue la planta.

La poda, las plantas de papaya no necesitan ser podada, sin embargo algunos cultivadores expertos pellizcan el tronco durante la etapa del semillero para estimular el crecimiento de troncos múltiples.

Hablemos sobre la protección contra las heladas, las plantas de papaya necesitan de la mayor cantidad de calidez posible y un entorno sin de heladas, pero estas pueden resistir de cuando en cuando heladas ligeras si les brindas algún tipo de protección. Solo necesitas rodear la planta con una estructura que pueda soportar cobertores o ropa de cama, láminas de plástico, etc. Cuando exista amenaza de heladas.

Las bombillas de luz eléctrica al igual que a un pollito, pueden utilizarse para dar calor a nuestras plantas de papaya. Si tienes la planta en una maceta, lo mejor es que la cambies de lugar a un sitio donde se encuentre resguardada del frío. El frío prolongado, incluso si no se congela, puede afectar las plantas y la fruta. Las papayas mexicanas son un poco más fuertes frente a las olas de frío que las variedades hawaianas.

Reproducción y propagación

Propagación, la papaya normalmente se propaga por medio de semillas. Para iniciar una planta, debes extraer las semillas de una papaya madura y luego lavarlas para quitar la cubierta gelatinosa que recubre las mismas.

Luego necesitan ser secadas, y posteriormente espolvoreadas con un fungicida, entonces debes plantarlas tan pronto como sea posible (las semillas pierden su viabilidad rápidamente en almacenaje). Planta las semillas ha una temperatura ambiente considerablemente cálida (27° C). Las semillas se deben plantar en suelo estéril ya que, como plántulas de papaya jóvenes tienen una alta tasa de mortalidad. Si vas hacer uso de macetas, puede preparar la tierra por medio de una mezcla esterilizada 50-50 con vermiculita y luego colocar en el horno a 90° C durante una hora. Bajo condiciones ideales las semillas pueden germinar en unas dos semanas, pero pueden tomar de tres a cinco semanas. Puedes utilizar ácido giberélico para acelerar la germinación en algunas temporadas. Las plantas de semillero comienzan generalmente floración 9-12 meses después de que germinan.

Como dije antes, las plántulas de papayas son en extremo débiles. Es por eso que debes crear el semillero en un recipiente lo bastante grande para que la planta se pueda desarrollar a pleno para ser trasplantadas al suelo directamente y una única vez. Debes hacer el trasplante con cuidado, asegurándote de no dañar el cepellón. Para prevenir la muerte de la planta al ser trasplantada, empape la mezcla de rellenado con un fungicida que contenga benomilo o captan. Recuerda establecer las plantas un poco más alto de lo normal para permitir el asentamiento. Un acolchado ayudará a mantener el suelo cálido y seco en las zonas de invierno mojado, pero no olvides quitarlo tan pronto como el clima se vuelve cálido. Debes plantar por lo menos tres o cuatro plantas para asegurarte de tener las hembras o plantas hermafroditas.

Plagas y enfermedades que pueden afectar las plantas de papaya, Los más comunes son ácaros, moscas blancas y la araña roja. Las plantas también pueden ser atacadas por mildiu, antracnosis, pudrición de la raíz y varias enfermedades de virus de la mosca de la fruta que a menudo arruinan la fruta en la Florida y Hawaii. Los nematodos pueden atacar las raíces y son a menudo un factor en la disminución de la planta individual.

Luego de más de 800 palabras de preparación y unos doce meses de espera y cuidados a la planta, llegamos a la parte que todos estábamos esperando y es la cosecha. Las papayas están listas para la cosecha cuando la mayoría de la piel es de color verde amarillo. Después de varios días de maduración a temperatura ambiente, serán casi completamente amarillo y un poco suave al tacto. Fruto verde oscuro no madurará correctamente en el árbol, a pesar de que puede amarillear en el exterior. El fruto maduro puede almacenarse a 8° C durante aproximadamente 3 semanas.

Las papayas son a menudo cortadas y comidas por sí solas o acompañadas de una gran variedad de otros alimentos. También pueden ser cocinados para hacer diferentes postres. Es contraindicado el consumo de papayas verdes, esto se debe a que en ese estado contienen látex el cual es dañino para el organismo humano, aunque con frecuencia son cocinadas y comidas como un vegetal. En las Antillas, las hojas jóvenes se cuecen y se comen como espinacas. En la India, las semillas se utilizan a veces como adulterante en la pimienta negra entera.

Yo en particular las retiro de la planta cuando están en el punto antes de la maduración, luego realizo unos cortes poco profundos en la piel de la papaya para que acelere el proceso de maduración, al cabo de unas 24 horas ya la papaya está totalmente madura y lista para comer.

Aunque pueda parecer una tarea titánica aventurarse a sembrar papaya, con todos los cuidados y precauciones que debes tener con la planta, por experiencia personal te puedo decir que vale la pena el esfuerzo, no es solo la satisfacción de haber cultivado algo con tus propias manos, también influye en el sabor ese factor psicológico que te hace sentir que estás degustando la papaya más dulce que jamás haya existido.

Vamos a resumir todo el cultivo de la papaya en un par de párrafos, lo primero es verificar que vaya a recibir suficiente sol, ahora el agua, esta no puede ser mucha porque pudre la planta ni muy poca para evitar que la planta no pueda mantener las hojas. Cuando se encuentra en su estado de plántula es muy delicada y debes tener mucho cuidado con ella. Respecto al fertilizante úsalo con prudencia y ajusta la dosis y frecuencia según la respuesta de la planta.

Protege tu planta del frío del invierno, mantén el suelo seco ante la humedad y fresco durante la temporada de sequía. Lleva este ritmo durante un año hasta ver tus papayas en crecimiento, No esperes a que se maduren en el árbol ya que nunca alcanzan la madurez completa mientras siguen ligadas a este. Debes retirarlas cuando la piel comience a tornarse de color amarillento.

Puedes resguardar tu papaya en la heladera hasta por 3 semanas siempre y cuando la temperatura sea inferior a los 8° C.

Deja tu Comentario

Utilizamos Cookies,si continuas las aceptas. Las usamos para mejorar tu experiencia de usuariopolítica de cookies, pincha el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies